• Jashiel García

Tres cosas que puedes hacer cuando sientas que tu vida apesta


Por más buena persona que seas, en algún momento de tu vida te pasará algo que te hará sentir que tu vida apesta. A todos nos ha pasado. Se nos viene abajo algún proyecto, terminamos una relación o algo no sale como lo habíamos planeado. En esos momentos el fracaso puede hacernos sentir que no somos tan buenos como creíamos por eso es importante salir rápidamente de ese estado emocional y darle un giro de 180 grados a la situación. Por eso hoy te quiero compartir tres cosas que puedes hacer cuando sientas que tu vida apesta para volver a apreciarla.

1.- En lugar de preguntarte por qué te sucede a ti, pregúntate para qué te sucede a ti.

Cada experiencia que vives tiene algo que enseñarte. Las buenas, te enseñan a ser agradecido, a apreciar tus bendiciones y a seguirte esforzando por lo que sueñas. Las malas también tienen un aprendizaje para ti. Pregúntate para qué te sucede esto a ti. Puede ser porque necesitabas deshacerte de alguna relación personal o profesional, o bien quizá porque estabas perdiendo el piso y necesitabas poner nuevamente los pies en la tierra. Cambia la pregunta y verás que la respuesta será mucho más alentadora.

2.- Oblígate a practicar la gratitud.

En algún lugar leí la historia de alguien que se quejaba porque no tenía zapatos, hasta que se encontró a alguien feliz en la calle a pesar de que no tenía pies. Tendemos a enfocarnos tanto en lo malo que nos está sucediendo que dejamos de ver todo lo bueno que hay en nuestra vida. Cuando sientas que tu vida es un asco, oblígate a practicar la gratitud. Puedes hacerlo haciendo una lista de las cosas buenas que tienes en tu vida, tomándote un tiempo a solas para meditar o bien tomar un pequeño paseo en la naturaleza.

3. Ayuda a alguien.

Cuando sientes que tu vida es un asco, esa idea se intensifica porque todo el día te la pasas pensando en ello. Una buena forma de dejar de enfocarte en lo mal que está tu vida, es ayudando a mejorar la vida de alguien más. Sal a la calle y busca alguien que necesite ayuda y ayúdale, participa en un evento de recaudación de fondos para ayudar a alguna asociación civil o bien ayuda a rescatar perritos abandonados. Si lo haces, te darás cuenta que tu y tu vida valen mucho porque tienen mucho que ofrecer.


Ahí está. Cuando sientas que tu vida apesta sigue los tres consejos que te compartí hoy: En lugar de preguntarte por qué te sucede a ti, pregúntate para qué te sucede a ti, oblígate a practicar la gratitud y ayuda a alguien.

Si te gusto este episodio, dale like, compártelo entre tus conocidos y suscríbete a mis redes sociales. Te lo voy a agradecer muchísimo.

¿Quieres una conferencia o taller en vivo o en línea, llena de energía que deje a tus colaboradores motivados? ¡Contáctame!

Y si aún no tienes mi libro MotivACCIÓN, cómpralo en mi sitio web www.jashielgarcia.com

Se despide tu amigo Jashiel García y recuerda…

¡Lo primero que debes hacer para alcanzar tus sueños, es… Despertar!

Jashiel García es Conferencista y Autor de los Libros “Actitud de Triunfador” y MotivACCIÓN. Con Maestría en Administración y Liderazgo. Se especializa en Actitud Positiva, Liderazgo y Equipos Altamente Motivados. Su filosofía personal y profesional se basa en 3 pilares: 1.- Todos tenemos un Gran Potencial, 2. El Activo más valioso de cualquier Organización es su Gente y 3. Cualquier habilidad puede ser aprendida si tienes la Actitud correcta.